PERSONAJES DE MI PUEBLO

Gilberto Uribe Gaytan

En esta ocasión escribo sobre una gran persona que marcó el destino de muchos ciudadanos grullenses y a otros nos guió con su ejemplo de vida, con el gozo que destilaba a raudales al compartir su sabiduría musical  con todo aquel que se le acercara y manifestara deseos y compromiso de aprender.

ME REFIERO A DON  JUAN CARVAJAL BEAS: maestro, compositor, director de banda y orquesta, padre recio y ejemplar; un ciudadano grandioso que dio nombre y prestigio a nuestro pueblo, que eligió permanecer en su terruño pese a ventajosas ofertas financieras para que desarrollara su vida profesional en la Ciudad de México; se mantuvo firme pese a insistencias de coterráneos que en aquel entonces estaban en la BANDA DE LA MARINA NACIONAL como directores de esta o bien como integrantes de la misma.

Hombre de carácter y definiciones no sucumbió a dichas tentaciones, prefirió la vida apacible de su terruño, viviendo cerca de su familia, aunque esto lo llevó a vivir en la honrosa modestia que lo distinguió. No tuvo como visión el logro de satisfactores materiales, ni mucho menos como meta reconocimientos o prebendas; si viviera me reclamaría acremente por lo que estoy escribiendo. En 1968  que fuimos sus alumnos de solfeo: Leonel Michel, Francisco Negrete y un servidor; nos abrió las puertas de su casa, para convertirla en institución educativa. Todo por la emoción causada al ver aquellos mozalbetes tan determinados a beber de su sabia musical. Mi propósito nunca fue de la mano con mi oído musical y de los tres fui el único que no logro pasar la quinta lección. Leonel tocó saxofón en la banda municipal; Paco fue un gran guitarrista y cantante.

Músicos grullenses los hay desperdigados en bandas y mariachis por toda la República Mexicana y en Estados Unidos de Norteamérica;  muchos de ellos preparados para hacer de la música una forma de vida, todo debido a DON JUAN.

Pese a las premuras económicas, los miembros de LA BANDA MUNICIPAL, establecieron y respetaron su programación dominical, lo que propició que gente de todos los municipios vecinos acudieran al jardín del Municipio a deleitarse con las bien logradas notas que emanaban de sus instrumentos. Los aplausos y las porras eran estruendosas y los rostros de satisfacción y agradecimiento de los músicos era tan notoria que los convertía en protagonistas sublimes de estos alegres domingos artísticos y culturales.

 Este es un hombre de excepción, de los que nacen y se hacen de vez en vez; no se dan en racimos estas personalidades de tal estirpe que dan nombre y prestigio a nuestra comunidad, que nos legan un patrimonio cultural y moral, que nos llena de orgullo y satisfacción. No debemos olvidarlo, como agradecimiento por todo los que nos dio, fue sabio y generoso con todos nosotros. Su familia recibe como patrimonio una forma de vida que se preocupó por ser feliz haciendo lo que le gusta, por vivir con honradez. Vivió disfrutando el dar, fue tan generoso y tan grande que nunca lo notó.

 DON JUAN CARVAJAL BEAS es una personalidad que ya no le pertenece sólo a su familia, nos pertenece a todos y cada uno de los ciudadanos de El Grullo.

Votar o abstenerse.

Por: Pedro Vargas Avalos.

            El domingo siete de junio se llevarán a cabo elecciones en la república; a la par de diputados federales, se votará por diputados locales, es decir por los integrantes del Congreso estatal.

            Jalisco tiene una Cámara de diputados integrada por 39 representantes populares (aun cuando esto de populares está en veremos, porque de mayoría solo son 20, y los 19 restantes, son los llamados de “representación proporcional” escogidos realmente por las cúpulas partidistas y no por el pueblo). En nuestra Entidad también elegiremos ayuntamientos, los cuales están integrados por un presidente municipal, varios regidores o munícipes, y un síndico. Esto hace más interesante la jornada, ya que los ciudadanos por lo general estamos muy interesados y ligados al  órgano de gobierno del municipio en que vivimos.

            Por lo que ve a la república, el  Congreso de la Unión se integra por dos Cámaras, la de Senadores y la de Diputados; ésta se conforma de 500 miembros, de los cuales 300 son de mayoría relativa y 200 llegan por la vía de la representación proporcional. Al respecto se ha exigido nacionalmente que se supriman estos “diputados”, que sin hacer campaña llegan ocupar una curul por la cómoda vía del elitismo político que impera en todos los partidos. El mismo presidente Peña Nieto, se comprometió durante su campaña electoral, en al menos disminuir el número de estos pseudo representantes, pero hasta la fecha eso ha quedado en promesa.

            Una novedad, es que para estos comicios ya tendremos algunos candidatos independientes, o sea, no postulados por partidos políticos. Ciertamente, son pocos los casos, y muchas las dificultades para que puedan llegar a ser electos, pero de cualesquier manera son un paso adelante en la lucha por mejorar nuestra novicia democracia.

            De los muchos organismos partidistas que buscan colocar a sus miembros, ya como diputados o de munícipes, varios de ellos la verdad es que ni deberían de existir, o al menos no gozar de subsidios públicos, pues no  lo merecen. Si preguntaran las autoridades a los ciudadanos:¿están de acuerdo en que se les financie con dinero público?, estamos seguros que reprobarían tal idea; pero nuestro sistema, muy imperfecto aún, auspicia que pululen esa clase de partidos que un día cierto personaje calificara como “partidos morralla”.

            De cualesquier manera, con todas sus imperfecciones, la democracia mexicana nos llama a sufragar este 7 de junio. En consecuencia, debemos prepararnos para cumplir cívicamente con ese deber-derecho ciudadano. Y el mejor modo de coadyuvar a la mejora de nuestro sistema político, es ejerciendo esa facultad de votar que tenemos.

            Porque de optar por la abstención, lo único que hacemos es dejar el campo libre para que los pésimos políticos que padecemos, hagan de las suyas, y se perpetúen, lo cual no lo debemos permitir. No votar es dar un cheque en blanco a los partidos políticos que han detentado el poder, pero que actualmente están descalificados por la opinión general; emitamos nuestro sufragio para evitar que prosigan cometiendo todo tipo de tropelías en agravio de la sociedad. Por ello debemos de emitir nuestro voto, para poder poner un hasta aquí a los que siempre nos han fallado, pero que cada vez que hay renovación de poderes, allí están llevando agua a su molino para eternizarse en los cargos públicos.

            En cierta forma, cada elección es una especie de plebiscito: si aprobamos a los gobernantes, votando por los candidatos del partido en el poder, aprobamos sus actos de gobierno. Si no estamos conformes en sus acciones como autoridades, reprobaremos esa conducta votando por una opción diferente a las candidaturas del partido con el mando. Por ello es tan importante emitir nuestro voto: al sufragar aprobamos a los que gobiernan o damos una oportunidad a otra opción.

            Muchísimo trabajo ha costado llegar a tener organismos ciudadanos para salvaguardar el voto; no desperdiciemos la oportunidad de dar un paso hacia adelante. Solo sufragando lo podemos  hacer, y enseguida, con los que triunfen electoralmente, exigirles que se avance más en el arduo camino de perfeccionar nuestra democracia. Urge que haya figuras como la revocación de mandato, la acción popular fácil para denunciar y castigar a los que defraudan la confianza popular, a los que saquean los fondos públicos y a los que hacen de la corrupción su modus vivendi. Todo eso, en principio, lo alcanzaremos ejerciendo nuestra facultad de votar, hoy por hoy el mejor sendero para probar que efectivamente, la soberanía popular reside en la ciudadanía.

Hoy primero de mayo

La historia se repite, a principios de siglo XX se registraron dos sociales y sangrientos acontecimientos: la revolución (1910-1917) y la guerra cristera (1926-1929). A inicios de nuestro siglo XX1, unos días antes del 2007 surge la guerra contra el narcotráfico que, hoy primero de mayo de 2015 se vivió en el ojo del huracán, en nuestra casa y región, zarandeando muy de cerca ese miedo colectivo, esa incertidumbre y nuestra propia vulnerabilidad, que solo conocíamos por la historia de hace 100 u 85 años, o por relatos de algunos longevos abuelos; es de observarse que en estos dos históricos acontecimientos en comparación de las poblaciones y ranchos aledaños a El Grullo, quien además logra su municipalización en 1913, podríamos decir que no se registraron hechos violentos, ello debido quizás a: 1.- su privilegiada situación geográfica con diferentes vías de acceso, (siendo un paso natural y obligado de arrieros) 2.- la defensa del primer jefe revolucionario del sur de Jalisco, el maderista Isidro Michel López, 3.- el holismo de su gente (de actitud sintagmática) o 4.- gracias a la morena, la patrona del pueblo, la virgen de Guadalupe.

Hoy primero de mayo en nuestra población se registró una tensa calma, sin hechos violentos; algunos paisanos provenientes de GDL, varados por bloqueos de vehículos incendiados en diferentes puntos, en el puente bloqueando el paso a El Cacalote, los conocedores de vías alternas arribaron por El Corcovado, a El Chacalito, otros desde Unión de Tula, a Ejutla y los más arriesgados de Autlán hacia el Ingenio; por Ejutla y El Aguacate – Tuxcacuesco, no se registraron bloqueos; por la carretera a Cd. Guzmán, en el tramo de Tonaya – cuatro caminos siete vehículos incendiados bloqueando totalmente el transito.Vehículos que al parecer fueron tomados al azar, desde un VW, hasta un tráiler cargado de madera, otro de la pepsi, una camioneta y varios carros. Y como siempre, los que más pierden ante este tipo de eventos, incluidas las desgracias naturales, llámeles ciclones, temblores, rayos chispas y demás, son los más amolados, en este caso los que no tienen manera$ de asegurar su vehículo con cobertura amplia, los que se fincan en lugares y materiales inapropiados o insuficientes, sin planos de ningún tipo.

(Los afectados por narco bloqueos en pérdida de su patrimonio, pueden acudir a la Comisión Estatal de los Derechos Humanos, para recibir orientación jurídica, ser sujetos de una valoración y en su caso, obtener por parte del Gobierno del Estado, la reparación del daño).

En este tipo de eventualidades, en algunas personas que tienen manera de hacerlo, les provoca el éxodo, observándose en pensionados que regresan al vecino país del norte, otros más a las ciudades capitales, diluyéndose y salvaguardándose junto con sus bienes materiales en esas grandes urbes y, registrándose municipios decrecientes; desde luego que la falta de empleo y oportunidades de desarrollo provocan más emigración que este tipo eventos o cualquier otro.

¿Qué hacer?

Mantener la calma, mantenerse informado, conducir por vías alternas, si no hay motivos para salir de casa, no salga, ocúpese tranquila y pacíficamente en algo útil, hacer oración comunitaria. Como sociedad fortalezcamos unidos nuestra identidad acrecentando nuestra cultura. Desgraciadamente estos eventos sociales no son predecibles como la mayoría de los fenómenos naturales, ni sabemos en que vayan a parar, ni el dónde ni el cuándo. Es lo que no se pueda evitar… y de los males el menor.