Tiempos a favor de la cultura

104
Toma de protesta a los Consejeros Mpal de El Grullo, en materia de Cultura y Arte

Néstor Daniel Santos Figueroa

En El Grullo, además de ser cuna de grandes talentos artísticos, las actividades culturales han sido una constante a lo largo de su historia, en todas las etapas de su desarrollo y crecimiento han existido personas que las han promovido y gestionado ya sea a la par, al margen o en colaboración con lo realizado desde el ámbito del gobierno municipal. Así pues, por motivos de las fiestas tradicionales, conmemoraciones, celebraciones extraordinarias, o en eventos particulares promovidos por ciudadanos, los habitantes de El Grullo siempre han tenido la oportunidad de presenciar espectáculos artísticos de gran calidad y de participar en actividades culturales enriquecedoras en general.

No hay duda de que la cultura debe ser un punto fundamental en los planes de desarrollo municipal, por esta razón cada administración ha implementado lo que desde su perspectiva ha considerado adecuado para tal fin, así hemos visto pasar programas, festivales, concursos, homenajes, etcétera, se han creado grupos artísticos, algunos de los cuales se quedaron en buenas intenciones, otros pasaron por distintas etapas antes de desaparecer y los menos han sobrevivido al vendaval del ir y venir de las administraciones, y en la medida de lo posible y de la voluntad, se han apoyado también iniciativas ciudadanas. En el ámbito particular, instituciones como las cajas populares y la cooperativa de consumo, escuelas privadas, la iglesia católica y organizaciones ciudadanas como el Club de Leones y AGRÚPAME, la SEG entre otras, han sido parte del devenir cultural grullense, promoviendo la formación artística con talleres y cursos, fomentando la creación de grupos artísticos y acogiendo en sus instalaciones actividades de todo tipo. Finalmente se incluyen aquí los artistas, grupos, gestores y promotores culturales independientes que han contribuido en lo individual y colectivo al enriquecimiento de la vida artística y cultural de El Grullo.

¿Es saludable entonces el presente grullense en materia de arte y cultura? La historia podría afirmar que sí, incluso mencionar con orgullo el hecho de ser aún referente regional en este apartado. Sin embargo, nada más ahondar un poco el diagnóstico podría arrojar áreas de oportunidad interesantes, pero también hacer notar carencias arraigadas y visibilizar temas ignorados hasta hoy. 

La historia, como en todos los casos, nos muestra episodios de esplendor y de oscuridad, los primeros nos llaman a la nostalgia y los segundos al olvido, pero también existen muchos de saludable equilibrio y son éstos los que deben servir como punto de partida. La experiencia aquí adquiere un papel importante para la planeación y realización de los próximos días, por lo que crear un Consejo Municipal para la Cultura y la Artes, ciudadano e independiente de intereses partidistas, con el objetivo de velar por el bien del desarrollo cultural de la comunidad e integrado por actores culturales expertos en el tema, con arraigo grullense y toda su voluntad puesta en llevar a buen fin sus actividades, es un hecho positivo en todos los aspectos.

Asesorar, analizar y proponer proyectos, generar actividades y sistematizar su trabajo enriquecerá la vida artística y cultural en El Grullo, fortalecerá lo existente, contribuirá a la solución de los puntos pendientes y hará visibles todos aquellos aspectos que habían sido relegados. El Grullo se encuentra en un momento inmejorable: su Casa de la Cultura ya es totalmente funcional, el Museo ha encontrado su lugar definitivo, existen foros adecuados para presentaciones artísticas de todo tipo, públicos y privados, y una administración con apertura y dispuesta a poner todo de su parte para el beneficio de la cultura. 

Es importante que los grullenses se convenzan de que El Grullo tiene lo necesario para optar por el arte y la cultura como una parte esencial de su vida cotidiana, que las propuestas y acciones bien realizadas los animen a instruirse, a formar grupos o integrarse a los ya existentes, a asistir a las presentaciones, participar en las actividades y, en el caso de los artistas, presentar su trabajo con la seguridad de que contarán con los medios necesarios, con la infraestructura correcta y un público receptivo y crítico que lo valore.

Comments

comments

Compartir
Artículo anterior25 Años de Expresión
Artículo siguienteSin Interés