Hoy primero de mayo

La historia se repite, a principios de siglo XX se registraron dos sociales y sangrientos acontecimientos: la revolución (1910-1917) y la guerra cristera (1926-1929). A inicios de nuestro siglo XX1, unos días antes del 2007 surge la guerra contra el narcotráfico que, hoy primero de mayo de 2015 se vivió en el ojo del huracán, en nuestra casa y región, zarandeando muy de cerca ese miedo colectivo, esa incertidumbre y nuestra propia vulnerabilidad, que solo conocíamos por la historia de hace 100 u 85 años, o por relatos de algunos longevos abuelos; es de observarse que en estos dos históricos acontecimientos en comparación de las poblaciones y ranchos aledaños a El Grullo, quien además logra su municipalización en 1913, podríamos decir que no se registraron hechos violentos, ello debido quizás a: 1.- su privilegiada situación geográfica con diferentes vías de acceso, (siendo un paso natural y obligado de arrieros) 2.- la defensa del primer jefe revolucionario del sur de Jalisco, el maderista Isidro Michel López, 3.- el holismo de su gente (de actitud sintagmática) o 4.- gracias a la morena, la patrona del pueblo, la virgen de Guadalupe.

Hoy primero de mayo en nuestra población se registró una tensa calma, sin hechos violentos; algunos paisanos provenientes de GDL, varados por bloqueos de vehículos incendiados en diferentes puntos, en el puente bloqueando el paso a El Cacalote, los conocedores de vías alternas arribaron por El Corcovado, a El Chacalito, otros desde Unión de Tula, a Ejutla y los más arriesgados de Autlán hacia el Ingenio; por Ejutla y El Aguacate – Tuxcacuesco, no se registraron bloqueos; por la carretera a Cd. Guzmán, en el tramo de Tonaya – cuatro caminos siete vehículos incendiados bloqueando totalmente el transito.Vehículos que al parecer fueron tomados al azar, desde un VW, hasta un tráiler cargado de madera, otro de la pepsi, una camioneta y varios carros. Y como siempre, los que más pierden ante este tipo de eventos, incluidas las desgracias naturales, llámeles ciclones, temblores, rayos chispas y demás, son los más amolados, en este caso los que no tienen manera$ de asegurar su vehículo con cobertura amplia, los que se fincan en lugares y materiales inapropiados o insuficientes, sin planos de ningún tipo.

(Los afectados por narco bloqueos en pérdida de su patrimonio, pueden acudir a la Comisión Estatal de los Derechos Humanos, para recibir orientación jurídica, ser sujetos de una valoración y en su caso, obtener por parte del Gobierno del Estado, la reparación del daño).

En este tipo de eventualidades, en algunas personas que tienen manera de hacerlo, les provoca el éxodo, observándose en pensionados que regresan al vecino país del norte, otros más a las ciudades capitales, diluyéndose y salvaguardándose junto con sus bienes materiales en esas grandes urbes y, registrándose municipios decrecientes; desde luego que la falta de empleo y oportunidades de desarrollo provocan más emigración que este tipo eventos o cualquier otro.

¿Qué hacer?

Mantener la calma, mantenerse informado, conducir por vías alternas, si no hay motivos para salir de casa, no salga, ocúpese tranquila y pacíficamente en algo útil, hacer oración comunitaria. Como sociedad fortalezcamos unidos nuestra identidad acrecentando nuestra cultura. Desgraciadamente estos eventos sociales no son predecibles como la mayoría de los fenómenos naturales, ni sabemos en que vayan a parar, ni el dónde ni el cuándo. Es lo que no se pueda evitar… y de los males el menor.